lunes, agosto 01, 2005

Detestable verano en Milano.

Bueno, hoy es 1ro de agosto, lo que significa el comienzo oficial de las vacaciones estivas en Italia. Lo que significa que las grandes ciudades se convierten en ciudades fantasmas, en especial ciudades como Milano. Parece que para los milaneses es algo así como un insulto quedarse en agosto por acá, bueno, para los milaneses es un insulto tener que quedarse en Milano cuando hay algún tipo de asueto, pero ese es otro punto. Para quienes nos quedamos acá buena parte de agosto (salimos el 10 y regresamos el 19), la ciudad puede ser bastante pesada.


Tomemos el caso del transporte público, a partir de hoy comienza el horario estivo reducido. En otras palabras, esperaremos más por tranvías y autobuses dado que estos estarán haciendo menos viajes. No es que esto se note en el caso de los autobuses pero en los tranvías, eso se pone francamente ladilla. Por supuesto, el metro no escapa a esto 1, pero en su caso más que los retardos lo que molesta es cortan el tren por la mitad: sacan la mitad de los vagones porque no hay tanta gente y dejan que nos aprisionemos aun más de lo normal, sólo que con el agradable calorcillo milanés...


Lo que me lleva a otro punto: EL CALOR. La temperatura en verano por lo general se ubica por encima de los 30°C y con una altísima humedad, lo que trae como consecuencia que tengas una desagradable sensación pegostosa en toda tu piel, que sientas más el calor, y que el tufo de nacionales y extranjeros pueda ser sentido a vario metros de distancia. Para dar un ejemplo, el viernes fui en bicicleta a hacer una diligencia y cuando regresaba al Politécnico había un chamo delante de mí pedaleando, y bueno, detecté su presencia a unos 15 metros de mí. Nunca antes mi nariz me había hecho sentir tan orgulloso y tan asqueado al mismo tiempo.


Para completar el panorama del calor, debe decirse que acá no pega brisa, ni siquiera una suavecita que te refresque, de hecho es rarííísimo que eso pase, así que podrán darse cuenta del calorcillo es cualquier cosa menos agradable.


Pero estamos en verano, tiempo de vacaciones, eso significa que la gente saldrá de la ciudad entre hoy y el 15 de agosto, haciendo que progresivamente la ciudad luzca más y más vacía, dejando únicamente a aquellas personas que no tienen plata para dejarla: pensionados, inmigrantes de pocos recursos y estudiantes de doctorado cortos de plata .


Mañana, más del verano en Milano (¡sí, hay poco trabajo!)


K-2, con ganas de tomarse una piñita colada en Margarita... sniff sniff.

1TODO El sistema de transporte público en Milano está manejado por una sola compañía que pertenece al estado.

3 comentarios:

  1. Necesito ese calor en Santiago de Compostela...eso si es un verano. Aquí la semana pasada hacía 14 grados :-(
    SAludos!

    ResponderEliminar
  2. Y los q queremos estar en Milano q? cambiamos un rato? =)

    ResponderEliminar
  3. Yo te daba España (asturias) y me regalaba Milano


    Buen blog.

    saludos

    ResponderEliminar